Martha Harris, estudiante de primer a√Īo de la Universidad de Bloomsburg en Pensilvania, se autoproclama amante de los dispositivos. Con sus reproductores de MP3 MuVo y el iPod Shuffle, escucha m√ļsica y libros de Audible.com y Bookshare.org. En su tel√©fono celular Nokia 6682, equipado con el lector de pantalla TALKS para brindarle acceso, env√≠a y recibe mensajes de texto adem√°s de hacer y recibir llamadas telef√≥nicas. En su BrailleNote PDA (asistente personal digital), toma notas durante las clases y es una fan de MSN Messenger para las comunicaciones instant√°neas, Skype para las conversaciones directas en su computadora que cuenta con el lector de pantalla JAWS para Windows; y con el iTunes transfiere m√ļsica de CDs y de Internet a su iPod Shuffle. Su herramienta favorita para hacer esto desde la computadora a su iPod es el programa llamado Anapod Explorer.


Martha con su perro guía

Martha con su perro guía


Su actitud con respecto a la tecnolog√≠a es esta: “Puedo hacer todo lo que quiero, igual que los estudiantes que ven, ¬°excepto leer CAPTCHAS!” (CAPTCHAS son las combinaciones de letras y n√ļmeros ligeramente distorsionadas que hay que escribir en un casillero antes de conectarse con algunos sitios web lo que impide que sean accesibles a programas automatizados.)

Esta nota apareci√≥ por primera vez en “Seguir en curso: Entrevistas con estudiantes que son ciegos,” por Deborah Kendrick, AccessWorld¬ģ, julio de 2007.